Uso de Recursos

Los proyectos de infraestructura deben implementar acciones específicas para mejorar la sostenibilidad del medio ambiente reduciendo el consumo de recursos (por ejemplo, energía, agua, materiales, etc.) y la generación de residuos buscando un impacto medioambiental neto positivo. Los recursos son limitados y un aspecto fundamental de la sostenibilidad es minimizar su uso, que a su vez ayuda a reducir los costos del proyecto. Existen excelentes oportunidades y continúan siendo desarrolladas en términos de tecnologías, equipos y materiales que mejoran la eficiencia y reducen el uso / consumo. Una medida de mitigación del impacto negativo podría ser implementada de forma más sostenible, tal como el uso de materiales más sostenibles o enfoques para el control de erosión y revegetación y la mejora de la conectividad del hábitat de la carretera. Con el fin de maximizar los beneficios, la selección de acciones sostenibles debe considerar el contexto ambiental del proyecto (por ejemplo, agua o su escasez, las cuencas impactadas o cuencas atmosféricas), el uso de materiales del proyecto, los costos locales asociados y las prioridades de sostenibilidad establecidos por el gobierno.